Unsupported Screen Size: The viewport size is too small for the theme to render properly.

Rolls-Royce problemas con los motores del 787

Rolls-Royce problemas con los motores del 787

 

 

El deterioro de las palas de la turbina dentro de los motores a reacción Rolls-Royce que alimentan a más de 200 787 Dreamliners en servicio ha requerido el monitoreo constante de los motores y el mantenimiento urgente en algunos casos. Los problemas han causado graves trastornos a las aerolíneas, y están resultando costosas para el fabricante de motores británico.

 

El miércoles Rolls informó un cargo contable de $ 315 millones para cubrir reparaciones continuas a dos modelos de sus motores a reacción, principalmente el Trent 1000 en la flota Boeing 787, así como una compensación a las aerolíneas por los aviones retirados de las modificaciones del motor.

 

 

Los motores Trent 1000 afectados que ahora están volando serán monitoreados y gradualmente serán retirados del servicio y reparados hasta el 2022.

 

Rolls en un comunicado de prensa. Dijo que está «logrando un progreso sólido con soluciones a más largo plazo, en gran medida mediante el rediseño de las partes afectadas».

Los problemas con los motores aparecieron por primera vez en 2016, cuando All Nippon Airways (ANA) de Japón descubrió que las palas de la turbina dentro del motor se estaban corroyendo más rápido de lo esperado y dijo que tendría que cancelar hasta 300 vuelos ya que dejó fuera de servicio a las aeronaves. refacción.

 

Problemas similares más tarde fueron descubiertos por British Airways, Air New Zealand, Norwegian Air y Virgin Atlantic.

 

La Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA) en 2016 emitió una directiva de aeronavegabilidad después de que una investigación de la alta vibración del motor durante el ascenso revelando daños a algunas palas del Trent 1000 atribuidas a grietas en el metal.

 

La Administración Federal de Aviación de los EE. UU. (FAA) realizó un seguimiento hace un año con su propia directiva que exige inspecciones repetitivas de las palas de turbinas.

 

En diciembre, Air New Zealand  dejó en tierra dos de sus 787  después de que presentasen  anormalidades en vuelo . La aerolínea canceló algunos vuelos y retrasó otros ya que los motores fueron retirados del servicio para su reparación sin motores de reemplazo disponibles.

El resto de la flota (Air New Zealand 787) está sujeta a un programa de supervisión y mantenimiento programado aprobado por Rolls-Royce», dijo la portavoz de la aerolínea, Hannah Searle, en un correo electrónico.

 

Norwegian Air está cambiando 42 motores Trent 1000 en su flota.

 

El portavoz de Boeing, Paul Bergman, dijo que el fabricante de aviones está trabajando con Rolls-Royce y sus clientes  para garantizar que los problemas del motor se «aborden de manera oportuna».

 

La vocera de ANA, Nao Gunji, dijo que la aerolínea «ha sido capaz de gestionar operativamente la situación para evitar un impacto importante en su  programación de vuelos».

 

El segundo motor Rolls afectado por el problema de la corrosión temprana es el Trent 900, motor de algunos A380.

 

Rolls-Royce  ha rediseñado la turbina para conseguir mayor vida útil.  Los nuevos rediseños estarán disponibles en 2020.

 

El fabricante de motores dijo el miércoles que el impacto en el efectivo para cubrir los problemas con Trent 1000 y Trent 900 fue de $ 236 millones el año pasado, subirá a unos $ 472

 

 

1 Comment Leave a comment now

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas